Cuando un presidente de Estados Unidos designa a alguien para ocupar un puesto en su administración, ya sea justo después de las elecciones o en cualquier otro momento durante su término en el cargo, el designado debe recibir confirmación del Senado de Estados Unidos para asumir su puesto.

Alrededor de entre 1200 y 1400 posiciones gubernamentales requieren de la confirmación del Senado. Aunque muchas audiencias para la confirmación de puestos se llevan a cabo justo antes de que el presidente asuma el cargo, el Senado debe celebrar comparecencias de confirmación para las personas designadas para reemplazar a otros altos funcionarios designados durante el término de un presidente en el cargo.

He aquí como funciona:

Gráfico informativo que muestra las medidas para una confirmación en el Senado: investigación de antecedentes, presentación de estados financieros, cartas de nombramiento, comparecencias ante las comisiones, debate en el Senado y votación (Depto. de Estado/Julia Maruszewski)
(Depto. de Estado/Julia Maruszewski)

Una versión previa de este artículo fue publicada el 5 de abril de 2018.