Cuatro personas de pie frente a banderas australianas y estadounidense (Depto. de Estado/Ron Przysucha)
De izquierda a derecha, el secretario de Defensa de Estados Unidos Mark Esper y el secretario de Estado Mike Pompeo con la ministra de Asuntos Exteriores de Australia Marise Payne y la ministra de Defensa Linda Reynolds (Departamento de Estado/Ron Przysucha).

Durante su viaje a Asia, el secretario de Estado de Estados Unidos, Mike Pompeo, anunció la «relación inquebrantable» entre Estados Unidos y Australia.

La alianza está «basada en nuestros valores compartidos de democracia, estado de derecho y derechos humanos», dijo el secretario el 4 de agosto en la sede del Parlamento de Nueva Gales del Sur en Sidney, en una rueda de prensa con el secretario de Defensa de Estados Unidos, Mark Esper, la ministra de Asuntos Exteriores de Australia, Marise Payne, y la ministra de Defensa de Australia, Linda Reynolds.

El vínculo militar entre los dos países comenzó en las trincheras de la Primera Guerra Mundial y continúa hoy (en inglés) mientras ambos países trabajan para asegurar una región indopacífica segura.

Como señaló la ministra de Defensa australiana Reynolds, «La alianza entre Australia y Estados Unidos es más fuerte que nunca, y está evolucionando para hacer frente a los desafíos estratégicos a los que nos enfrentamos hoy en día».

Pompeo y Payne reafirmaron el centenario «compañerismo» de los países, empleando el término australiano “mateship” para la amistad.

Estados Unidos y Australia también continúan disfrutando de una relación económica sana. Estados Unidos representa más del 25 por ciento de toda la inversión extranjera directa en la economía australiana y los dos países comercian por valor de más de 65.000 millones de dólares al año.

Ambos países renovaron la Cooperación para la Seguridad Sanitaria entre Estados Unidos y Australia, una alianza que comenzó hace un año para responder a las amenazas de enfermedades infecciosas.

Anteriormente, Pompeo viajó a Tailandia, donde se reunió con líderes de la Asociación de Naciones del Sudeste Asiático y conmemoró el décimo aniversario de la Iniciativa del bajo Mekong, antes de dirigirse a Sidney para reunirse con funcionarios australianos.

«Estados Unidos es una nación del Pacífico. Nos preocupamos profundamente por lo que sucede aquí, y estamos aquí para quedarnos», dijo Pompeo. «Quiero que todos los australianos sepan que siempre pueden contar con los Estados Unidos de América».