Terminemos con la malaria de una vez por todas

El esfuerzo global por combatir el paludismo está dando resultados.

A nivel mundial, los casos nuevos de malaria disminuyeron en un 21% en los últimos cinco años, gracias en gran parte a que más comunidades usan mosquiteros tratados con insecticidas y a la aplicación de aerosoles en el interior de las casas para matar a los mosquitos que causan el paludismo.

Sin embargo, la batalla no está ganada. La malaria amenaza a casi la mitad de la población mundial. La enfermedad afecta a millones de personas cada año, provocando fiebre dolorosa, dolor de cabeza y escalofríos, según la Organización Mundial de la Salud. En 2015, 429.000 personas fallecieron a causa de la enfermedad.

Una forma importante de reducir la transmisión de la malaria es el “rociado residual en interiores” (IRS, en inglés), mediante la aplicación de insecticidas en las paredes y techos donde suelen habitar los mosquitos portadores de la enfermedad.

Tuit:
África IRS @AfricaIRS
¡Sí, podemos! #EndMalaria http://bit.ly/1rcevTk @PMIgov PMI AIRS evita la #malaria con el rociado residual en interiores.
8:20 horas – 25 de abril de 2016
(Enlaces en inglés)

Las comunidades como Malindi, una localidad ubicada en el sudoeste de Kenia, que han tomado medidas proactivas, han observado una enorme disminución en los casos de malaria.

Estos son los pasos que toman los “Centinelas de los Mosquitos” (en inglés) de Malindi para reducir los casos de malaria:

  • Drenaje de los estancamientos de agua donde se crían los mosquitos.
  • Aplicación de insecticidas que no dañan el medio ambiente en áreas de riesgo elevado.
  • Monitorización del hábitat de los insectos.
  • Distribución de mosquiteros tratados con insecticida.

El hospital local, que trató a 10.000 personas afectadas de malaria en 2002, tiene en la actualidad solamente 500 casos por año.

“Las comunidades pueden liderar el camino hacia la eliminación del paludismo en África y en todo el mundo”, escribió Janet Midega, especialista en malaria de un centro de investigación de la Universidad de Oxford.

El Día Mundial del Paludismo se celebrará el día 25 de abril de 2017.